04 noviembre, 2009

Rocalla

Este es un espacio del jardín,al que llamamos sendero.
Se ha ganado este apodo,porque durante el proceso y poco a poco fui incluyendo plantas autóctonas,que normalmente se encuentran en senderos o los margenes de camino.
Uno de los bordes del sendero,es esta rocalla,donde abundan plantas autóctonas sin ningún tipo de riego.


Una de las autóctonas,que más me ha sorprendido es la Helianthemum Organifolium,una pequeña planta rastrera que definiría como la perfecta planta de rocalla,sin plagas,sin riego,soporta bajas temperaturas y se mantiene en su justo tamaño,tan solo necesitando algo de poda tras la floración.

Otra indispensable,el Sedum "autum joy"

Las aromáticas como la Santolina,Romero,Tomillo y Sempreviva (Helichrysum stoechas) crecen desordenadas junto a algunas margaritas silvestres (Anthemis Triumfetii) e Iris germánica.



Algunas espontáneas como el Hechium vulgare,se acomodan en cualquier rincón.


Por supuesto los majestuosos Agaves,capaces de soportar las peores condiciones.

En tonos grises,la Stachis Byzantina y Cineraria ,dos plantas que me apasionan por su belleza y su capacidad de unificarlo todo.



















4 comentarios:

  1. Me encanta esta parte bemi. Creo que es maravillosa.

    He seguido tu jardin en InfoJ . y me encanta, menudo trabajo que haz realizado. Enhorabuena!

    Saludos. Leonik

    ResponderEliminar
  2. Gracias Leonardo..
    He visto tu hilo y tienes un proyecto estupendo por delante.
    Crear un jardin es algo emocionante ,disfrutalo mucho!!!
    Seguire el proceso atentamente.

    ResponderEliminar
  3. Esta zona de la rocalla tiene ese encanto de las combinaciones de bonitos follajes. Esas hojas grises y de bandas variegadas del mediterráneo son maravillosas. Añadiendo el valor de añadir autóctonas de tu zona. Maravilloso trabajo Yolanda.:))

    ResponderEliminar
  4. Realmente estoy encantada con la zona de la rocalla...Este año no ha tenido riego,ninguna plaga, salvo algo de pulgón y aunque en esta época no luce demasiado merece la pena por el poco trabajo que da.

    ResponderEliminar